lunes, 14 de abril de 2014

Donde las aguas te lleven

por Angel L.Herrero



La situación devino insostenible. Doña Soledad comentó solemnemente a sus amistades y familiares que nunca acabaría viviendo debajo de un puente. Cuando la autoridad ejecutó la orden de desahucio de su hogar —cincuenta años bajo aquel techo—, doña Soledad corrió a abalanzarse sobre las ondulaciones del río y la corriente la engulló. Su cuerpo acabó emergiendo seiscientos metros aguas abajo en la margen izquierda, bajo uno de los ojos del puente de San Ubaldo.

* * *




Safe Creative #1304144947351

lunes, 7 de abril de 2014

Primera plana

por Angel L.Herrero



Phil se apostó con Mark —nada menos que quince a uno— que sería noticia en todos y cada uno de los periódicos, diarios y magazines de la nación. Mark accedió encantado. Phil atacó cargado de fusiles y granadas la comisaría central de la Policía. Fue abatido después de llevarse por delante a quince individuos, entre agentes, detenidos y ciudadanos de paso. Mark estaba exultante cuando terminó de comprobar que en ninguna de las páginas del diario ecologista “El Nuevo Ambiente” aparecía una sola mención al suceso. (El resto de publicaciones se había hecho eco de la trágica noticia; la mayoría en primera página). Phil perdió su apuesta.

* * *




Safe Creative #1304144947351

lunes, 31 de marzo de 2014

Buena onda

por Angel L.Herrero



La mirada cristalina de aquel enjambre de niños barrigones, con rizos escuetos y labios morrudos, estaba expectante, inquieta, casi histérica. A unos hombres blancos y feos no se les ocurrió otra cosa que instalar una antena parabólica y un aparato de televisión en pos del progreso —así se expresaron— de aquella aldea enclavada en lo más mísero y estéril del África profunda. Tras días de arduos intentos de sintonización de las ondas, finalmente apareció en la pantalla la imagen nebulosa y desvaída de un chef de la CNN departiendo sobre alta gastronomía.

* * *





Safe Creative #1304144947351

lunes, 24 de marzo de 2014

Vuelta a empezar

por Angel L.Herrero



¡Qué manía con quitarse la vida! A ver si alguien dice a esos desaprensivos de una vez que, según las leyes de la reencarnación, el suicida retorna obligatoriamente a una nueva existencia renaciendo en un ser exactamente igual al que acaban de abandonar hasta que aprendan a salir adelante por sí mismos.

* * *





Safe Creative #1304144947351

lunes, 17 de marzo de 2014

El valor de la ausencia

por Angel L.Herrero



Imaginamos lo que queremos; deseamos lo que no tenemos; recordamos lo que podíamos haber sido; hablamos de lo que no sabemos; nos sentimos aquellos a quienes anhelamos parecernos… somos seres intangibles y veleidosos.

* * *





Safe Creative #1304144947351

lunes, 10 de marzo de 2014

Sin remedio

por Angel L.Herrero



Fue un buen día de primavera, mediados de abril: nada había hecho presagiar hasta aquel momento tal circunstancia. Esa mañana no hubo robos, ni crímenes, ni homicidios; no se produjeron incendios, ni escapes de agua, ni explosiones de gas; nadie se puso enfermo y los enfermos sanaron repentinamente. Al cabo de semanas, se mantenía la sorprendente situación. Al cabo de meses, los colectivos de policía, jueces, bomberos, médicos y enfermeras, periodistas, políticos, compañías de seguros, farmacéuticas y farmacias, de protección y vigilancia, psicólogos, y otros muchos afectados hubieron de desaparecer. Millones de personas en desempleo de golpe. La economía global se hundió, el mundo se revolucionó, el hambre se adueñó de las calles y comenzaron saqueos y pillajes.

* * *





Safe Creative #1304144947351

lunes, 3 de marzo de 2014

Nuestra canción

por Angel L.Herrero



¡Ah, la música! ¡Cómo nos ha cambiado la vida!
Nacemos con una melodía suave de fondo que reconforta a la madre en ese trance; caminamos por las calles, por el campo y viajamos por doquier escuchando cantinelas acordes al ambiente; trabajamos a ritmo de notas que facilitan la buena disposición; charlamos, comemos, dormimos con el eco de sones y arpegios que desde el Sistema Central Sonoro, instalado por el gobierno, nos trasladan a mundos estimulantes, imaginativos, altruistas.
¡Ah, la música!

* * *





Safe Creative #1304144947351